Chile, activistas ambientales expuestos a pruebas de salud mental. Programa en Chile inédito evalúa condiciones psicológicas de activistas ambientales para corrobar la salud mental estable de ellos.

Chile activistas salud mental

Cheil Worldwide y la plataforma de psicología de Chile Mindy crearon programa de evaluación de la salud mental entre activistas ambientales.

The Activist Reserve es un programa de evaluaciones psicológicas que comprueba la salud mental estable de los activistas, demostrando así que no tienen intención de quitarse la vida. El programa utilizó la Escala de Ideación Suicida y los psicólogos expertos de Mindy para evaluar y evaluar a 500 activistas clave, sentando un precedente clínico y legal sobre su salud mental.

Esto involucró a más de 100.000 chilenos en solo 24 horas después de su lanzamiento en abril, y desde entonces ha generado más de $27 millones en medios gratuitos hasta la fecha. Además, ha influenciado a parlamentarios clave para que actúen, incluida la ministra de medio ambiente de Chile, Maisa Rojas, quien ha contribuido a los cambios en la Ley de la Naturaleza de Chile, que ahora está legislando a favor de los activistas y el medio ambiente.

El equipo de Cheil Chile analiza cómo crearon esta instancia y lo que esto significa para la difícil situación de los activistas ambientales en el país y más allá.

La campaña comparte los perfiles psicológicos con el público y directamente con ministros clave del gobierno, lo que resultó en que ‘La Reserva de Activistas’ propicie directamente cambios.

Psicología

Mindy llegó a Cheil con la ambición de posicionarse como una marca preocupada por los problemas que afectan a las personas en Chile, relacionados con la salud mental, la psicología y sus derivados. Entonces, la marca aceptó el desafío de abordar lo que podría decirse que es el problema social más crítico de Chile: la falsa narrativa de que los activistas ambientales están deprimidos y se están suicidando. El hecho es que están en su sano juicio y están luchando para salvar a toda la humanidad salvando el medio ambiente.

América Latina es el lugar más peligroso para los activistas ambientales. Solo en 2022, más de 227 activistas fueron asesinados. La situación se agrava cada vez que una de estas muertes se disfraza de aparente suicidio.

El caso más emblemático de estos ‘suicidios’ es el de la activista mapuche Macarena Valdés, a quien su hijo menor encontró colgada de la viga de su casa. La policía, los jueces y la fiscalía cerraron dos veces el caso como un suicidio, pero la familia fue más allá y contrató a detectives extranjeros, quienes demostraron que su muerte fue causada por un asesinato.

Esto llevó a que se reabriera la investigación y su muerte finalmente se declarara un asesinato. Ahora también se investigan otros asesinatos.

Suicidios falsos

El problema era tan obvio que la solución, a primera vista, también lo era. Si los asesinatos de activistas se estaban disfrazando de aparentes suicidios, Mindy.cl simplemente tenía que demostrar que los activistas ambientales de Chile tienen una mente estable y no tienen intención de suicidarse, para evitar que más activistas se “suiciden” en el futuro.

Para lograrlo, el equipo de psicólogos de Mindy trabajó en la creación de un programa de sesiones psicológicas, basado en la Escala de Ideación Suicida, con el fin de demostrar clínica y legalmente el estado de salud mental de las activistas. Mediante este ‘test’ y sesiones psicológicas, pudimos detectar con éxito si una persona tiene la intención o no de quitarse la vida.

Este fue el proceso más desafiante para el equipo, ya que era necesario simplificar un producto que es muy complejo intelectualmente, para que el público, los ministros del gobierno objetivo y los principales activistas pudieran entenderlo y aplicarlo de inmediato.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *