NacionalUltima Hora

Chile, despedida del embajador en Trinidad y Tobago

Chile, despedida del embajador en Trinidad y Tobago. El embajador saliente de Chile en Trinidad y Tobago, Juan Aníbal Barría García, escribió una emotiva crónica sobre su misión en el Caribe.

Chile embajador Trinidad y Tobago

Juan Aníbal Barría, el embajador saliente de Chile en Trinidad y Tobago, se despidió de su misión a través del siguiente escrito:

Después de casi cinco años, nos despedimos de Puerto España. Mi esposa María Angélica y yo hemos estado tremendamente felices en TT y, aunque regresamos pronto a Chile, lo hacemos con tristeza. Hemos descubierto un país fascinante bendecido por su geografía, sus tradiciones y su diversidad cultural. Todos los días aprendo algo nuevo sobre las familias, sobre las personas que, desde diferentes posiciones, construyen el presente y el futuro de TT con sus talentos únicos.

Mi admiración por la creatividad y el ingenio de sus artistas y profesionales nunca termina. Hay jóvenes escritores y poetas que nos describen con maestría cómo nació y maduró esta nación a lo largo del tiempo, y cómo afrontan sus nuevos desafíos.

Uno en particular explicó cómo el idioma español, con sus diferentes acentos, se va incorporando poco a poco a las formas de hablar, decir y hacer en este país. TT, con su solidaridad, poco a poco y según lo permitan sus recursos, va acogiendo a los venezolanos que van llegando a diferentes pueblos y ciudades, tal como sucedió antes con la llegada y consecuente aporte de tantos hombres y mujeres de África, Medio Oriente, Asia y Europa. Estoy seguro que en poco tiempo esos aromas y sabores de las emblemáticas arepas ganarán la popularidad de las omnipresentes dobles, roti, pelau y horneada y tiburón.

Aprendizaje

Llegué a 2018 sabiendo de Naipaul y Walcott y partiré leyendo a Ayanna Lloyd Banwo, por ejemplo. He aprendido más sobre TT de libros recientes publicados por Ira Mathur, Judy Raymond y Barbara Jenkins. Gracias a Marina Salandy-Brown, he conocido a estos nuevos talentos que anualmente promueve NGC Bocas Lit Festival, gracias a un patrocinador, NGC, que está liderado por un presidente que tiene un compromiso real y personal con el arte y la cultura local, Mark Loquan.

Son tus músicos y cantantes como Machel Montano quienes nos hacen reír y bailar al ritmo de la soca, pero también son las letras de calipso las que nos hacen pensar y comentar con ironía y crítica la cotidianidad.

Mis recuerdos van a dos voces extraordinarias como las de Calypso Rose y Black Stalin… una parte de su canción es inolvidable: “Podemos lograrlo si nos esforzamos un poco más, si lo intentamos una vez más, la vida será mucho mejor”.

Y, por supuesto, no puedo dejar de mencionar a una soprano de renombre mundial como Jeanine de Bique que, como mi amigo Fernando Nogales, sólo quiere que sus conciudadanos aprecien la potencia y la belleza de su excepcional voz, en la capital y en San Fernando. , su pueblo natal. Por supuesto, me encantaría que ella también viniera a Chile, para recibir una gran ovación.

Otro rasgo de la personalidad del país es el orgullo de haber nacido en estas islas caribeñas, que tienen identidad propia. Mi canción favorita es Trini to the Bone de David Rudder, porque describe precisamente ese arraigado sentimiento de patriotismo.

Carnaval

Es también este espíritu el que atrae a la diáspora al Carnaval en mayor número cada año. Estoy seguro de que esta nueva iteración, que ha sido preparada con tanta pasión y cuidado, será un éxito y será verdaderamente la “Madre de todos los Carnavales”.

Desde mi tierra, muy al sur, entre el mar y la montaña, veré las fotos y videos que seguramente mis amigos me enviarán por WhatsApp, y en mi memoria aparecerán las imágenes de tantas tazas de espresso con plátano. pan compartido en Full Bloom Coffee y Adam’s Bagels y galletas. El risotto y las pizzas en Buzo’s… y no sigo, porque me emociono.

Una de las mayores virtudes de TT es su capital humano, y la excelente calidad profesional de sus universitarios. Me llama la atención que muchos jóvenes -por razones plausibles- deciden estudiar en el extranjero, aunque las universidades locales son de un alto nivel de excelencia: he tenido contacto con la Universidad de TT (UTT) y la Universidad de West Indies (UWI ), y mi admiración especial va para su directora, una jurista extraordinaria, la profesora Rose-Marie Belle Antoine.

Siempre me ha impresionado la competencia de los académicos e investigadores, porque hacer investigación y docencia en nuestros países, con recursos limitados, requiere una dedicación singular.

Debo confesar que todavía me emociono durante la apertura de los actos oficiales cuando se ofrecen oraciones pidiendo bendiciones para el bienestar y la paz de todos. Es admirable ver la forma en que los diferentes grupos religiosos conviven y adoran libremente, expresando respetuosamente sus puntos de vista sobre temas nacionales.

Y ahora entiendo cuando su himno nacional dice: “Aquí cada credo y raza encuentra un lugar igualitario y que Dios bendiga a nuestra nación”.

Cultura

Sus pintores, desde la mano magistral de Cazabon hasta Boscoe Holder, Jackie Hinkson, Isaiah James Boodhoo, Knolly Greenidge, nos muestran la realidad local a través de sus habilidades artísticas. Los artistas más jóvenes nos muestran todo el espectro del arcoíris con sus atrevidos colores y estilos, como Che Lovelace, Shalini Seereeram, Dean Arlen y Adeline Gregoire. De hecho, la diversidad que realmente importa es la que se practica en todos los aspectos y actividades de la vida.

Aquí nos hemos sentido como en casa, como en familia: los trinbagonenses son personas alegres, optimistas, que no olvidan el pasado, sino que miran hacia el futuro. Como lo he señalado en más de una ocasión, los trinbagonenses saben que después de las tormentas viene el sol y la calma.

Me gustaría haber hecho más para profundizar y ampliar la excelente relación que ya existe entre Chile y TT, pero de todas formas creo que he cumplido mi misión, aunque en verdad no me corresponde a mí evaluar mi misión en TT, son ustedes, los trinbagonianos, quienes podrán decir la última palabra.

En una democracia joven pero madura como la que existe en TT, con instituciones robustas, con un estado de derecho vigente y activo, con la libertad de prensa que se disfruta todas las mañanas leyendo los diarios y viendo la televisión -experiencia de la que carecen algunas naciones- me parece –y sin que se tome como una intervención de mi parte– que los líderes políticos, los actores sociales y religiosos, los colectivos obreros y empresariales deben más que nunca construir y potenciar una visión de armonía, un lenguaje de unidad, consenso y acuerdo.

Diseñar una casa común, una mesa de confraternidad, nos involucra a todos. Los tiempos complejos que vivimos, con más incertidumbres y preguntas, así lo exigen. Es un consejo de buena fe de un chileno que siempre llevará a TT en el corazón.

¡Adiós Puerto España!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *