febrero 1, 2023

Chile, partidos del gobierno incómodos por acuerdo constitucional

Chile, partidos del gobierno incómodos por acuerdo constitucional. El nuevo acuerdo para reformar la Constitución de Chile impulsado por el presidente Boric incomoda a partidos que integran el gobierno.

Chile partidos gobierno constitución

Partidos en el gobierno de Chile han firmado el acuerdo para nuevo proceso en reforma de constitución con algunas renuncias y algunos diputados reacios a aceptarlo.

El acuerdo está ahora a punto de convertirse en un proyecto de reforma constitucional que deberá ser aprobado por 4/7 de los parlamentarios en un tiempo récord porque, según lo acordado, en enero una comisión de 24 expertos tiene que empezar a redactar un texto que sirva de base base para los artículos que elaborará un Consejo Constitucional electo.

“Las bases de los partidos de izquierda creen que este acuerdo lo firmaron sus líderes sin escuchar cabalmente las exigencias de una convención 100% electa y sin ningún tipo de tutela”, dijo el politólogo de la Universidad de Talca, Mauricio Morales.

El miembro del Frente Amplio, al que pertenece el partido del presidente Gabriel Boric y que forma parte de la coalición de gobierno, lamentó en un comunicado este miércoles que en el pacto “hay excesivos elementos de protección que restringen el debate democrático”.

La reducción de miembros del cuerpo editorial frente a las aspiraciones iniciales (habrá 50 miembros), un sistema electoral que reproduce el del Senado y la baja participación de los ciudadanos complican las fuerzas menores de la alianza oficialista.

Representatividad

“El sistema electoral del Senado desalienta su voto ya que regiones más grandes como Metropolitana y Valparaíso, donde la izquierda es fuerte, eligen la misma cantidad de concejales que otras mucho más pequeñas”, lo que puede dejar a algunas fuerzas sin capacidad para presentar sus candidaturas, explicó Morales.

Para el jefe del PCI, el diputado Boris Barrara, “el nudo principal” es que los expertos “tendrán la posibilidad de vetar” el texto elaborado por el Consejo y, según dijo, es una atribución que “no deben tener porque no son elegidos por los ciudadanos”.

Una de las diputadas comunistas más famosas, Karol Cariolahe, dijo el jueves en una entrevista: “No estoy para nada de acuerdo con el trato”.

​Por su parte, el diputado Gonzalo Winter, líder del grupo Frente Amplio, comentó que, a pesar de los déficits, “eso no significa que no sea un acuerdo positivo” y subrayó que “su transversalidad significa que todos debimos aceptar las cosas que no nos gustan”.

Centroizquierda

Para los partidos de centroizquierda, el grado de satisfacción es un poco más evidente, aunque está por verse en qué medida el acuerdo puede beneficiar sus intereses electorales. “No estamos satisfechos ni al 100%, pero ante la dureza de algunos sectores hay que gestionarlo de la mejor manera posible”, dijo Cristian Tapia, líder de grupo del Partido por la Democracia.

Su homólogo del Partido Socialista, Marcos Ilabacahe, subrayó que su partido piensa “en el bien mayor del país” y es “optimista” para lograr el apoyo de los parlamentarios.

Derecha

La coalición derechista Chile Vamos, que desde un inicio dictó el ritmo de las negociaciones, fortalecida por el aplastante triunfo del rechazo en el plebiscito del 4 de septiembre, se mostró satisfecha de haber obtenido varios de los puntos a su favor.

“Es un buen acuerdo y viabiliza la crisis institucional que estamos viviendo”, ha indicado Francesco Undurraga, líder del grupo Evópoli, que ha asegurado que su sector aprobará el texto “originalmente anunciado”, sin indicaciones.

La extrema derecha y la derecha populista del Partido Popular, que se oponen a modificar la constitución actual, han sido excluidas del pacto.

Según las proyecciones de algunos legisladores, la discusión parlamentaria podría prolongarse al menos hasta mediados de enero.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *